Envíos gratis*

SITIO SEGURO SSL

Sergio Sinay

No basta con tener un hijo para ser padre o madre. Y, además, se puede ser huérfano aunque los padres estén vivos.
Estas dos consignas se veri can día a día en nuestra sociedad. La violencia juvenil, la obesidad infantil, el consumo creciente de alcohol y drogas entre adolescentes, la adicción a comida chatarra, a la televisión basura, a Internet, a los celulares, los problemas de conducta y aprendizaje, la aparición de enfermedades de adultos entre los niños, las tragedias juveniles (en carreteras, recitales, viajes de egresados), la manipulación publicitaria y mercadocrática de la que son objeto nuestros hijos resultan apenas algunos de los síntomas de un fenómeno que no puede dejarnos indiferentes.

$ 649,00

Detalles del producto

este producto

MULTIMEDIA
AUTOR